Cuando la demanda busca oferta

Recupero esta reflexión de hace unos días de Carlos Boyero en su columna del El País titulada “Manipulación“, donde a nivel de consumo televisivo muestra que los “corsarios” lo único que hacen es buscar oferta para su demanda. Cubrir una necesidad de mercado, vamos.

Las mentiras cotidianas a los demás y a uno mismo están perdiendo su coraza. Todo es turbio, perverso y fascinante (como siempre) en la tercera temporada de Mad men, un premio a la infinita paciencia de los que no sabemos piratear en Internet ni somos capaces de seguir una obra de arte a razón de un capítulo por semana y a hora fija en su programación televisiva. Pero también puedes hacerte viejo esperando que las avispadas distribuidoras decidan ponerlas a la venta en DVD. La última y maravillosa temporada de The wire, que TNT emitió en España a finales de 2008, sigue inédita en el mercado de este país. Lo cual hace obligatorio que los cinéfilos se hagan corsarios, que saqueen en la Red lo que no pueden comprar en la tienda.

Cómo ver el Mundial por Internet y en alta calidad

El deporte y el fútbol no es ajeno a la crisis. Retransmitir un evento deportivo como el del Mundial de Fútbol implica, para las cadenas de televisión que deciden hacerse con los derechos, pagar una elevada suma de dinero que se debe rentabilizar de alguna forma, o recuperar cuanto menos. Dado que a día de hoy no se entiende la retransmisión del fútbol sin pasar por taquilla, especialmente para los partidos que no despiertan un mínimo interés para las televisiones, supone, si no se disponen de los medios adecuados, bajarse al bar de tu barrio y disfrutar de compañía para poder saborear ese partido de fútbol que ha despertado tu interés, por mucho que a uno no le apetezca compañía, conversación y quiera disfrutar de la comodidad de su salón.

Lo que no tiene en cuenta el universo de la televisión deportiva de pago es anotar en su agenda lo que puede llegar a ofrecer la inmensidad de la red de redes, sobre todo, respetando una de sus máximas: no se puede poner puertas al campo. Resulta que aquellos partidos que no se emiten en abierto, porque se supone que no interesan a nadie, tienen su público, y que el mismo, pese a las muchas zancadillas que le pongan, se las apañará para disfrutar los partidos y no a cualquier coste. Por esa razón, alguien me tiene que explicar, quién tiene los derechos de retransmisión del mundial por Internet, o si alguien los tiene por qué no los emite, con lo que implica de oportunidad desaprovechada, y si estos no fueron comprados, por qué se persigue y se cierra la señal para aquellos que sí quieren verlos. [Leer más…]

Esto no es fútbol: Mister Chip, dando valor a las estadísticas

Hace ya bastante tiempo hablé del valor real de las estadísticas, del análisis detallado de los datos por encima de lo que un recopilatorio de los mismos significaba. No es cuestión de recoger todas las variables posibles y aplicarlas el mismo valor, sino que debemos introducir una serie de hipótesis que hagan relevante los resultados. Si, por ejemplo, y pensamos en Google, lo importante no es recoger el mayor número de resultados posibles en la respuesta que te dé el buscador, sino que lo valorable vendrá reflejado en la relevancia que el algoritmo del buscador de al total de respuestas a nuestra pregunta. Y esto, por cerrar el ejemplo, es lo que hace Mister Chip (@2010Misterchip) los fines de semana en Radio Estadio, y día sí y día también en su twitter.
Como indica en la reflexión del propio twitter, el valor reside en aportar algo nuevo al pronóstico, y él lo ha hecho en su “guía de la esperanza“. Mientras el resto de los medios se ha centrado en analizar la combinación de resultados o escenarios posibles de todos los clubes implicados en el descenso, él ha aplicado una probabilidad estimada de salvación. Así, mientras todo aficionado piensa que serán Valladolid, Málaga y Xerez quienes desciendan, resulta que si sumamos todas las hipótesis de jugar en casa o fuera, con los partidos de la temporada jugados contra equipos que se están jugando el título, etc… es el Valladolid el segundo de los cinco equipos en peligro que más oportunidades de salvarse tiene, pese a que todo el mundo da su partido por perdido contra el FC Barcelona.

Ahí es donde Mister Chip da en el clavo, porque se ha permitido, el trabajo acumulado de todo el año da sus réditos, establecer una tabla de salvación lógica y diferente a la que habrán apuntado bastante de los diarios deportivos españoles, e indicando que, a pesar de que el Tenerife no juega ni contra el FC Barcelona, ni contra el Real Madrid, tiene menos posibilidades de salvarse, cuando el empate le puede llegar a valer. ¿Por qué es esto? Simple, sólo ha sacado 7 puntos en los partidos jugados fuera de su campo, por lo que la probabilidad de que gane fuera es pequeña (como la de que el Valladolid gane en el Nou Camp).

Es decir, no es cuestión de ver todos los escenarios posibles, que por cierto ninguna televisión ha hecho, es apoyar al pronóstico con un valor y una serie de hipótesis. ¿Sencillo? No. ¿Imposible? Tampoco. Por esa razón, Mister Chip es un rara avis en el mundo deportivo español. Y debemos agradecerlo. Se lo ha ganado a pulso y justo es reconocer su valía.

Esto no es fútbol: El burro y el sentido común

En este país, los diarios deportivos tienen la “suerte” de tener unos directores con mando en plaza, hasta el punto que se dejan el honor de escribir sus propias columnas (algunos hasta diariamente). Nada que decir, si aquello que se escribe tiene su lógica, y no deja de lado la objetividad, yo apuntaría más por el sentido común. ¿Cuál es el problema? Si lo anterior desaparece, y el ego personal nubla la vista, nos encontraremos con una estupidez de tal calibre, burrada sería un término más ajustable, que nadie por debajo de él se va a atrever a llevarle la contraria, o como suele suceder en todo organigrama de un periódico, que le tumben el texto escrito. Ante todo torero, pensará el trencilla. Sin embargo, ese director que incumple toda norma lógica, al expresar una opinión que no hay por donde coger, olvida una cosa importantísima, pase lo que pase, se debe a su audiencia (lectores), y al menos, ésta, merece ser tratada con respeto y con inteligencia.

Leer la columna del Señor Inda en Marca donde invita a la contundencia, amparándose en el eufemismo de “sin salirse de la reglamentación”, es execrable, por mucha libertad de opinión a la que se agarre, y provoca un enorme cabreo generalizado, o personal, como demostró Carlos Martínez en su twitter (aunque hacía más referencia al titular del periódico del señor Inda que a la columna en cuestión).

¿Y todo esto para qué? Para defender el pragmatismo de un juego donde se debe premiar lo que suma y no lo que resta. Lo que se comentaba en esa columna se puede llegar a pensar más como humor pero jamás decir, y menos opinar, porque la lógica sale en su contra: en el FC Barcelona juegan otros 10 jugadores que consiguen, y eso no lo miramos en la acera contraria, que Leo Messi brille… (continuación en sportyou).

Tiana y el sapo, la banda sonora original

Ambientada en Nueva Orleans, los directores tenían claro que música querían para ‘Tiana y el sapo‘ (The princess and the frog), sería una mezcla de jazz, blues y gospel (de esto último se marcan un buen número en la película).

Compone Randy Newman, ahí se nota la mano de John Lasseter… Quizás, por poner un pero a su BSO, y pensando en las anteriores BSO de las películas de John Musker y Ron Clements, como ‘Aladdin‘, o sobre todo ‘La sirenita‘, donde había auténticas maravillas, la BSO de ‘Tiana y el sapo’ está hecha menos a medida o esa es mi apreciación.

De todas formas, os la dejo a continuación para que saquéis vuestras propias conclusiones.